sábado, 19 de abril de 2014

Comunidad / Voluntad: Felices en Santa Teresita


El puesto de salud al cual acuden con el Sisben, dicen es una maravilla.

“Este barrio es una maravilla, no tenemos muchas quejas, las normales como basuras y así que se pueden tratar”, explica Omaira Arango, habitante del lugar. 


Este barrio ubicado por la Avenida el Río, es según sus habitantes muy bueno para vivir. Hay tranquilidad, seguridad y ostentan un puesto de salud a menos de una cuadra, es decir, están en el lugar correcto.
‘Los únicos problemas que tenemos acá son las basuras y los perros, que la gente siempre saca la mascota pero no saca la bolsa, semana María Eugenia Betancur, quien además es instructora de aeróbicos para el grupo de la tercera edad que funcionar en el barrio. 

VECINOS caminó por el lugar para dar cuenta de tanta felicidad, encontrándose con  el puesto de salud, al en especial exaltan a la Dra. Pilar Villamil “tenemos muy buenos comentarios para la Dra. Villamil, es excelente, de una calidad humana admirable”, resalta Omaira Arango. 

A diferencia de otros lugares donde hace falta de todo; aquí los vecinos conocen de sus necesidades, pero no se sientan a lamentarse; al hablar con ellos, parece que están felices con lo poco que hay en Santa Teresita.
Dentro de los hechos a resaltar está la palomera que construyeron hace un año, de la que hoy solo queda una paloma porque las anteriores se las han comido los gatos; también de las reuniones que hacen con el club de la tercera edad a quienes convocan a  rumba terapia y aeróbicos. Otra situación que los llena de orgullo son los diciembres. 
Palomera construida por los mismos residentes

 
“Nosotros en diciembre hacemos el pesebre e invitamos a todos los niños a novenas, cuando terminan se les da el regalito a cada uno, eso es algo bonito que tiene el barrio”, señala María Eugenia, quien además hizo parte de la Junta de Acción Comunal durante 8 años como presidenta. 

De esta manera los vecinos de Santa Teresita Pereira se alegran por lo poco que tienen, sin olvidar lo que les hace falta.
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario